El WTCC desaparece para dejar paso a una Copa Mundial de Turismos

Iván Fernández
07/12/2017

Programado para mañana viernes la gala anual en la que se darán cita todos los campeones del mundo de automovilismo, la Federación Internacional había reservado la jornada de ayer para aprobar los calendarios para los campeonatos que se encuentran bajo su mandato, así como la modificación de los reglamentos técnicos y deportivos en sus principales disciplinas. Una de las series que estaban reclamando una revisión de normativa no era otra que el Mundial de Turismos, el cual languidecía esta temporada con la marcha de Citroën Racing (de regreso al WRC) y que veía cómo los TC1 no terminaban de despegar.

En este sentido, la FIA decidía cortar de raíz, coronando a Volvo Polestar y a su piloto franquicia, Thed Björk, como los últimos campeones del WTCC tal y como lo conocemos. A partir de 2018, no habrá más Mundial de Turismos, ni TC1, ETCC y finalmente TCR International Series. La FIA reunió a los promotores de TCR y WTCC, encabezados por Marcello Lotti y François Ribeiro, con el objetivo de unificar conceptos y permitir que la nueva referencia entre los turismos a nivel mundial tuviera como reglamento el exitoso concepto propuesto por los TCR de Lotti, mientras que sería Eurosport Events Limited la que se encargará de la promoción del campeonato y de su control de costes.

Se confirman así los rumores que apuntaban a la fusión entre campeonatos. De esta forma, el Mundial de Turismos desaparecía, optándose ahora por una Copa del Mundo, denominada FIA World Touring Car Cup, la cual empleará las siglas WTCR y que utilizará los vehículos bajo reglamentación TCR, a los que se les aplicará un Balance of Performance para asegurar la igualdad de rendimiento, uno de los secretos del éxito que ha tenido la idea de Marcello Lotti.

Desaparecen los equipos de fábrica, estableciéndose una parrilla de 26 vehículos como máximo (a la espera de saber si habrá Wild Cards como en el Mundial de Motociclismo) y equipos que como mínimo deberán tener dos unidades cada uno. El precio de inscripción de cada formación en dicho campeonato será de 150.000 euros y aunque no se ha desvelado los detalles del calendario para 2018, se espera que mantenga la columna vertebral del WTCC 2017, incluido las carreras en Macao y la visita a Nordschleife.

Sí habrá novedades en lo referente al formato de los fines de semana. Se mantiene la competición en dos días, pero a partir de ahora se disputarán tres carreras por evento, una disputándose el sábado tras dos sesiones de entrenamientos libres y media hora de clasificación, mientras que el domingo habrá una carrera de apertura y otra principal precedidas de otra nueva sesión en la que se determinará la parrilla.

Sin equipos oficiales ni fabricantes, obviamente el sistema de MAC3 desaparecerá. Recordemos que esta era una iniciativa implementada en 2016 por la que se realizaba un evento similar a una contrarreloj por equipos, con tres coches de cada fabricante que rodaban juntos en el circuito para conseguir el mejor tiempo en grupo posible. El que lo conseguía sumaba puntos extra para la clasificación.

Click aquí para cancelar la respuesta.