Coches muy 'populares' de la década de los 60 que han multiplicado su valor

Centímetros Cúbicos
08/09/2017


La década de los sesenta fue especialmente fructífera en el mundo del automóvil a nivel mundial, con modelos míticos irrepetibles e inolvidables como el Ford Mustang o el Porsche 911. En España, sin embargo, corrían otros tiempos y el bolsillo de los españoles no daba para tanto, popularizándose coches de bastantes menos prestaciones, tecnología. Y precio. VER VIDEO 

#TePuedeInteresar: Así era el Seat 600 que cumple 60 años de historia [VIDEO]

El Seat 600 y otros coches ‘populares’ en la España de los 60
En 1957 nace nuestro vehículo más icónico. El que dio independencia y libertad a miles de españoles. Arrancó como automóvil al alcance de la clase media-alta del momento. Un sector que no llegaba al lujoso Seat 1400, pero al que le sobraba para una Vespa. En un primer momento, el seiscientos no era un coche ‘popular’, que se adjudicaba tras esperar meses e incluso años y anticipar el dinero.

En el año 1966 aparece el SEAT 850. El 850 se fabrica en la factoria de SEAT en España bajo licencia de Fiat, estando basado en el Fiat 850 italiano. El atractivo de este coche era que ofrecía mayor comodidad que el modelo SEAT 600 anterior. Al igual que el 600, al que debía retirar del mercado, su precio estaba al alcance de la clase media.

El SEAT 124 era también un modelo fabricado bajo licencia de la marca italiana sobre el modelo Fiat 124. Representó un gran avance en el sector del motor español al ser un coche de mayores pero barato y de matenimiento sencillo y accesible para casi cualquier familia. El 124 fue el primer coche vendido por Seat confortable para usarlo en viajes largos. Inicialmente se fabrica en la factoría de la Zona Franca de Barcelona, pero se trasladará a la vieja fábrica de Pamplona en el año 1976.

El Renault 4 fue otro símbolo de la época, fue protagonista en películas, viajero a África, coche familiar y urbano, muy utilizado por la policía francesa. Prueba de su gran historia es que actualmente son coches muy buscados por nostálgicos de su gran mecánica, fiabilidad, bajo consumo, bajo mantenimiento y versatilidad por todo tipo de terrenos, gracias a su elevada distancia respeto al suelo y su buena suspensión.

Otros modelos muy buscados pero menos ‘populares’ 
El 2CV  que había comenzado a comercializar Citröen en Francia en 1948 llegó a a España demasiado pronto y tardaría aún en popularizarse en nuestro país, dentro de una larguísima trayectoria en todo el mundo. El minimalismo aplicado al automóvil; de hecho, Citroën pidió a sus creadores que diseñaran ‘un coche con cuatro ruedas bajo un paraguas’… Eso sí, llegó a convertirse en un mito del movimiento hippie.

 

A finales de 1965, se lanzó en España el Simca 1000. El eslogan utilizado en el lanzamiento: “cinco plazas con nervio”, no fue muy afortunado. Un proyecto algo presuntuoso que provocó que la picaresca popular le sacara en seguida un mote que peyorativo ‘El filete del pobre’, porque era para cinco, y con nervio”.

Pero no todo fueron coches ‘del  pueblo’ porque el Dodge Dart  que llegó a España de la mano de Barreiros fue durante años el más grande, lujoso, caro y potente del mercado, razón por la que se convirtió en el automóvil de los ministros de Franco y hombres adinerados.

Otro digno representante del lujo fue el El Citroën DS, que deslumbró en el Salón del Automóvil de París de 1955. A finales de los 60, esta joya tecnológica rediseñó su morro, y en España empezó a conocerse como ‘Tiburón’, pues éste recordaba al del famoso escualo.

En Centímetros Cúbicos: Seat 600: el clásico familiar que no encontrará sustituto a su altura 60 años despuésLos clásicos volvieron a rugir sobre la pista en el 50 cumpleaños del jaramaEl nunca lo haría: así es como nunca debes transportar un clásico

Click aquí para cancelar la respuesta.