Llegó el Invierno: 5 cosas que nunca debes olvidar para sobrevivir al peor temporal

David Clavero
22/11/2016

Llega el invierno y con él una de las temporadas más complicadas para circular con nuestro coche. La presencia de lluvias, cuando no nieve o hielo, complica la conducción y por ese motivo debemos extremar las medidas de seguridad, además de prestar especial atención a la puesta a punto de nuestro coche para garantizar que circulamos en las mejores condiciones durante el invienro.

1 – Neumáticos: el invierno es sinónimo de la llegada de lluvias, nieve y hielo, por este motivo es muy importante revisar nuestro neumáticos para estar seguros de que cuentan con el dibujo suficiente para afrontar condiciones climatológicas adversas y que la integridad y estructura del mismo es correcta. En climas fríos donde la presencia de hielo es posible, tampoco estaría de más estudiar la posibilidad de usar neumáticos de invierno y así circular lo más seguro posible.

2 – Luces: ver y ser vistos es muy importante todo el año, pero ante la presencia de lluvia, niebla y climatología que reduzca nuestra visibilidad debemos proceder con especial precaución. Debemos asegurarnos que el alumbrado funciona correctamente en todas sus funciones, guardando repuestos de bombillas y fusibles en nuestro coche si éste permite una fácil sustitución.

3 – Limpiaparabrisas: en el verano sólo nos acordamos de los limpiaparabrisas para limpiar la suciedad de nuestro parabrisas, pero cuando llega el invierno este sistema se vuelve imprescindible. Cualquier fallo, anomalía o mal estado causará un bajo rendimiento del sistema, lo que dificultará nuestra visión. Antes de cualquier salida asegúrate de que los limpiaparabrisas funcionan correctamente y que el barrido es correcto. Cambiarlos es una tarea rápida y económica en la mayoría de los casos.

4 – Aire acondicionado: pensamos que el aire acondicionado y/o climatizador sólo son útiles en verano, pero esto no es así. En invierno uno de los grandes problemas suele ser que el parabrisas se empañe y con ello se reduzca nuestra visión. Activando el sistema de climatización activamos el compresor de aire acondicionado, permitiendo con ello eliminar la humedad del aire y así limpiar completamente el parabrisas.

5 – Útiles por si acaso: nunca está de más contar en tu vehículo con algunos elementos que te ayuden a pasar el peor temporal. No sabemos donde podemos quedarnos atrapados por culpa de la nieve o la lluvia, por eso nunca está de más echar en el coche agua o algún refresco, unas gafas (si las usas) de repuesto, el teléfono móvil cargado y un botiquín para cualquier emergencia.

En Centímetros Cúbicos: 6 tareas que todo conductor debería saber y practicar frecuentemente | ¿Qué ventajas ofrece esta función tan desconocida?

Click aquí para cancelar la respuesta.