¿Peligra la garantía de mi coche si huyo del taller oficial?

David Clavero
13/03/2017

La garantía de un coche nuevo o usado es uno de los puntos que más dudas sigue creando entre los compradores ante los criterios que pueden afectar a su cobertura. Hasta 2010 era común la práctica de obligar al cliente a realizar todas sus revisiones en un taller oficial del fabricante para mantener la cobertura de la garantía intacta, algo que no sólo suponía una práctica abusiva, sino que además suponía un importante encarecimiento del mantenimiento y revisiones del coche al no dejar opción a los compradores si querían mantener intacta la garantía de su vehículo. Acudir con tu coche a un taller no oficial era jugársela literalmente.

Tal era el grado de proteccionismo que, si un vehículo realizaba el mantenimiento y revisión de su vehículo fuera del servicio oficial en periodo de garantía, lo más probable es que finalmente el fabricante se acogiera a esa situación para evadir cualquier responsabilidad en materia de garantía. Afortunadamente, en 2010 esta situación cambió por el bien de los compradores y de los talleres independientes, pues con la aprobación del Reglamento 461/2010 se introdujo una modificación para la regulación de la competencia entre talleres oficiales e independientes haciendo especial hincapié en la aplicación de las condiciones de garantía.

A día de hoy, cualquier vehículo puede realizar sus revisiones y tareas de mantenimiento en un taller no oficial sin que ello penalice la cobertura de garantía que ofrece el fabricante. Esto obviamente ha supuesto un revulsivo para los servicios oficiales que se han visto obligados a mejorar de forma drástica sus precios para soportar la competencia, pero indudablemente supone un clarísimo beneficio para el cliente que puede escoger entre ir o no ir al servicio oficial, contando además ahora con precios mucho más atractivos para ambas posibilidades.

Como ya sucediera anteriormente a la aprobación del nuevo reglamento, se recomienda al cliente que conserve siempre las facturas y sellos de las tareas de revisión y mantenimiento de cara a ofrecer un historial del vehículo. Aún así, este tipo de tareas son ya registradas de forma automática y existen bases de datos y memorias en el propio vehículo donde pueden consultarse las tareas realizadas.

Por último cabe destacar que esta nueva situación también ha traído interesantes posibilidades para el comprador, pues a día de hoy comienzan a ser habituales los servicios de garantía y mantenimiento incluidos y gratuitos durante los primeros años de vida del vehículo, algo que busca fidelizar al comprador no sólo con el vehículo, sino con la marca y sus servicios.

En Centímetros Cúbicos: ¿Cuidas tu coche? 5 cosas que deberías dejar de hacer desde ya | Estos 5 coches son con los que más ahorrarás en mantenimiento |

Click aquí para cancelar la respuesta.