Los 5 súper radares que la DGT tendría en la cesta de la compra para 2017

Silvia Serna
22/03/2017

Los radares se han convertido en el terror de los conductores, más desde que los últimos modelos de radar que ya están presentes en las carreteras españolas son capaces de detectar si llevamos el cinturón de seguridad, si usamos el teléfono móvil o si nuestra velocidad no es la adecuada en carretera. Hace ya unos días la Guardia Civil y la Dirección General de Tráfico (DGT) publicó en sus respectivas redes sociales, el margen de error exacto que se aplican en los radares cuando un conductor excede del límite de velocidad. 

La tecnología de los radares sigue evolucionando para hacer de estos dispositivos armas aún más eficaces contra los infractores. El Ministerio de Interior ha anunciado que, en 2017, gastará 1,5 millones de euros en la instalación de 60 nuevos radares fijos en tramos de carreteras convencionales considerados de especial peligrosidad.

A continuación, os contamos cuál es el último grito en radares tanto fijos como móviles que podrían llegar a España:

Alice: es un radar móvil desarrollado por Cegelec y Vitronic con la intención de ser un sistema móvil autónomo, con lo último en conexiones inalámbricas y capaz de funcionar hasta por 5 días con su propia alimentación. Además, sus formas y grueso armazón está diseñado para soportar impactos de bala.

La particularidad de Alice es que se trata de un remolque, que además posee cierta movilidad autónoma para ser controlado a distancia. Alice es capaz de controlar varios carriles de forma simultánea, enviando los datos e imágenes recogidas en tiempo real a través de conexión inalámbrica encriptada.

Mesta Fusión: este radar fijo fabricado por la empresa francesa Morpho puede vigilar hasta ocho carriles y sancionar a 32 coches de una sola vez, con una vigilancia constante en varios aspectos: podrá sancionarte si pisas la línea continua, por hacer adelantamientos indebidos, por hablar por el móvil, no llevar puesto el cinturón de seguridad, no respetar la distancia de seguridad, saltarse un semáforo en rojo, adelantar de forma peligrosa por la derecha.

Radares de Stop y pasos de peatones:  al detectar que un vehículo se acerca al stop o paso de peatones a una velocidad considerada por el software del radar como poco adecuada para detenerse, el sistema comenzaría a grabar al vehículo. De esta manera, sería un policía el que tras el visionado de las imágenes determinase si hay o no infracción.

Radares que sancionan en doble sentido: se pueden instalar dos radares en una sola cabina y cada uno apunta a un sentido de la circulación, así se pueden sancionar a los vehículos que circulan en ambas direcciones.

Radar que te avisa, sólo a ti, de que reduzcas las velocidad:  se trata de una iniciativa que busca concienciar a los conductores para cumplir los límites de velocidad leyendo las matrículas de los infractores y publicándolas en los paneles de señalización de las carreteras.

Esta medida experimental busca ofrecer una herramienta de alerta, pero no llegará a multar a los infractores ya que sólo avisará mediante el uso de las matrículas a aquellos coches que circulen por encima de los límites de velocidad impuestos en la vía donde ha sido instalado el sistema.

En Centímetros CúbicosAsí es Alice: lo último y más espectacular en radar móvil (Vídeo)Este radar no deja títere con cabeza ¿Sábes a cuantos coches puede multar a la vez?¡Llegan los radares de STOP! Son capaces de generar 500 multas al díaLlegan los coches-radar privados ¡Cualquier conductor podrá cazarte!Adiós a las leyendas sobre márgenes de error: La DGT explica a qué velocidad exacta salta el radar

Click aquí para cancelar la respuesta.