Tu casco puede que no, pero un casco de F1 soporta hasta el peso de un tanque

David Clavero
22/03/2017

El casco es una de las mejores herramientas para la seguridad de un piloto, por ello es un elemento en el que no se ha de escatimar nunca asegurando las prestaciones del mismo. Pese a que el mercado está repleto de posibilidades, ninguna de ellas consigue llegar al grado de resistencia y robustez de los cascos empleados en Fórmula 1 donde incluso se llegó a comprobar que un casco Schuberth era capaz de soportar el paso de un tanque de 55 toneladas.

En Fórmula 1 se emplean diseños únicos confeccionados con los mejores materiales disponibles, de esta forma encontramos decenas de capas de fibra de carbono combinadas con kevlar, aluminio, titanio y zylon. El uso de todos estos materiales en un cocktail único permite ofrecer una resistencia sin igual, pero además permite soportar temperaturas exteriores de hasta 800 ºC sin que el interior del casco pase de los 70 ºC.

Para un piloto de Fórmula 1 el caso es su herramienta de trabajo más preciada pues en caso de accidente es el único elemento que puede salvarle realmente la vida frente a un impacto. Accidentes como el sufrido por Felipe Massa con una pieza de suspensión que salió volando de otro monoplaza han hecho que los cascos mejoren aún más, viendo como desde ese accidente se introdujo una visera de zylon con capacidad de resistir impactos de alta intensidad como balas. También es obligatorio el uso del sistema HANS que permite limitar el movimiento de la cabeza ante fuertes impactos y así evitar lesiones cervicales.

En Centímetros Cúbicos: La ambulancia más rápida del mundo: casi tanto como un F1 | Así han cambiado los volantes de Fórmula 1 en 60 años

Click aquí para cancelar la respuesta.