Prueba Mitsubishi Eclipse Cross: Qashqai, Ateca y Tucson quedáis avisados

David Clavero
23/12/2017

Mitsubishi estrena nuevo SUV en su gama. Por encima del Mitsubishi ASX y por debajo del Mitsubishi Outlander se estrena el Mitsubishi Eclipse Cross, un modelo completamente nuevo en la marca que pretende convertirse en el best seller del fabricante japonés en Europa y que además ha sido desarrollado con la seria convicción de plantar cara a modelos como SEAT Ateca, Hyundai Tucson o Nissan Qashqai.

El Mitsubishi Eclipse Cross ya está disponible en el mercado español aunque las primeras unidades no llegarán hasta el mes de Enero. Hablamos de un modelo que nace en uno de los segmentos más reñidos en la actualidad, el de los SUV compactos, con un nutrido número de alternativas y la mayoría de ellas puestas al día con lo último en tecnología y seguridad y motores de nueva generación.

La gama Eclipse Cross estará disponible en 2018 con un único motor gasolina 1.5 Turbo de 163 CV, un motor completamente nuevo desarrollado para responder a la caída que están sufriendo las mecánicas diésel en el mercado. Aún así, Mitsubishi ya ha anunciado que a finales de 2018 se incorporará un nuevo motor diésel evolucionado a partir del bloque 2.2 que emplea el ASX. El motor gasolina puede asociarse tanto a un cambio manual de 6 relaciones como uno automático de tipo CVT. También permite la configuración de tracción delantera o tracción total.

El principal reclamo del Mitsubishi Eclipse Cross es sin lugar a dudas su diseño exterior. Hablamos de un diseño muy personal, heredado de los últimos prototipos del fabricante y en donde destacan su afilado frontal y el controvertido portón posterior dividido en dos partes. Mitsubishi quería crear un coche que no pasase desapercibido, que fuese reconocible desde todos los ángulos y no cabe la menor duda de que lo ha conseguido.

Sumergidos en el interior nos encontramos con un diseño también renovado, pero cuyos trazos y sobriedad en nada se parecen al exterior. El Eclipse Cross goza de un habitáculo bien rematado, de materiales y ajustes correctos, pero sin ningún elemento que destaque para bien, pero tampoco para mal. Es en su nueva interfaz multimedia SDA donde sí encontramos algo innovador en la marca, echando mano de una pantalla táctil que aglutina todas las funciones multimedia, que prescinde de sistema de navegación integrado, pero que acierta de lleno ofreciendo compatibilidad con Android Auto y Apple Car Play a sabiendas de que estas plataformas son el verdadero futuro del infoentretenimiento a bordo, ya sea para usar el navegador, para escuchar música o para gestionar nuestra agenda telefónica.

A los mandos del Mitsubishi Eclipse Cross hemos encontrado un coche noble en reacciones, con suspensiones firmes aunque priorizando el confort y con ello acusando balanceo en giros acusados y con una puesta a punto que denota claramente su enfoque urbano. Uno de los puntos más positivos durante la conducción ha sido el nuevo cambio CVT, un cambio que los fabricantes emplean por su mayor eficiencia, pero que suele tener por contra un tacto muy artificial. Mitsubishi ha conseguido fabricar un cambio CVT que por fin convence, sin llegar al tacto de un doble embrague o convertidor de par, el Eclipse Cross ofrece un funcionamiento muy satisfactorio viéndose únicamente penalizado en momentos de máxima aceleración donde este tipo de cambios no ofrecen tan buenos resultados. El resto de escenarios no son un problema para el CVT y tras un cierto periodo de adaptación resultará difícil no preferirlo al cambio manual, especialmente para un uso en ciudad donde el confort de marcha es primordial.

El Mitsubishi Eclipse Crossu está disponible en España desde 21.800 euros, un precio realmente atractivo frente a sus competidores. La gama Eclipse Cross cuenta tres niveles de acabado: Motion desde 21.800 euros, Challenge desde 24.000 euros y Kaiteki desde 31.500 euros. Las posibilidades de equipamiento son amplias encontrando iluminación Full LED, control de crucero adaptativo, frenada autónoma de emergencia con detección de peatones, Head Up Display, entrada y arranque sin llave, asientos delanteros calefactables y con reglajes eléctricos, alerta por tráfico trasero, alerta de objeto en el ángulo muerto, cámaras con visión de 360º, sensores de aparcamiento delanteros y traseros, etc.

Click aquí para cancelar la respuesta.